Para ver la web adecuadamente active Javascript o visite www.equalitasvitae.com/es/home/?acc=noscript
EQUALITAS VITAE. Eliminamos barreras para la integración
Ottobock, la marca l’der en soluciones para la movilidad
De Viaje || Tu viaje

TOLEDO EN SILLA DE RUEDAS

Escrito por: Sillero viajero
TOLEDO EN SILLA DE RUEDAS Hace unas semanas coincidiendo con mi revisión anual al Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo aproveché mi estancia para conocer un poco más esta ciudad en la que por circunstancias médicas he estado muchas veces pero no conocía como turista en silla de ruedas.

Visité Toledo hace muchos años, tiempo antes de tener el accidente, así que la recorrí andando pero tenía como asignatura pendiente conocerla rodando y este año he tenido la ocasión de hacerlo, al menos en parte.

Partimos de la base de que el casco antiguo de Toledo tiene complicaciones para los silleros porque hay numerosas cuestas y el pavimento es bastante irregular pero con el coche se puede recorrer casi en su totalidad.

Empecé la tourné en el MUSEO DEL GRECO. Lo había visitado antes del accidente pero recordaba que era inaccesible a sillas de ruedas. Me comentaron que había sido reformado así que volví de nuevo para verlo y recorrerlo en mi nueva situación. Junto a la entrada hay dos plazas de aparcamiento reservadas para personas con discapacidad de modo que aparqué el coche allí. El acceso no supuso ningún problema aunque dentro del edificio, pese a estar recién reformado, me encontré con varios puntos en los que tuve dificultades para manejarme autónomamente. La entrada es gratuita para las personas con discapacidad y para un acompañante. Me vino muy bien porque sólo no hubiera podido hacer el recorrido. Desde la recepción hasta la primera sala hay itinerario con pavimento enlosado bastante irregular y en pendiente que para usuarios de silla de ruedas es bastante complicado. Yo tuve que bajar de espaldas con ayuda de mi acompañante para evitar que las ruedas delanteras se clavaran y me volcara la silla. Para acceder al edificio principal han instalado una plataforma elevadora vertical exterior. Desde allí se pasa por unos jardines hasta llegar a las primeras salas. Durante el recorrido se han instalado algunas rampas para salvar algunos desniveles existentes. También se ha colocado un elevador vertical para acceder a otra planta superior del edificio. Hay determinados puntos del museo que resultan inaccesibles como las cuevas y otras que si bien podrían ser accesibles, tienen cierta dificultad ya que han colocado sillas elevadoras con raíles. Este tipo de ayudas puede ser cómo para determinadas personas pero en mi caso era bastante complicado porque tendría que pasar de mi silla de ruedas a esta silla elevadora y después alguien tendría que subir mi silla a la siguiente sala. Opté por no visitar estas partes aunque a lo mejor otros usuarios sí podrían visitarlo (las sillas eléctricas lo tendrán complicado). En el inicio del recorrido se puede acceder a los aseos. Uno de ellos está señalizado como adaptado. Tiene inodoro alzado y lavabo suspendido pero las barras están mal colocadas de modo que puede ser necesaria ayuda.

Junto al museo del Greco está La SINAGOGA DEL TRÁNSITO y el MUSEO SEFARDÍ así que aprovechamos que teníamos el coche bien aparcado para hacer la visita. Aquí también la entrada es gratuita para personas con discapacidad y 1 acompañante. La entrada tiene una rampa y se puede visitar la planta baja sin problemas. La planta superior no tiene ascensor así que me quedé sin verla aunque han habilitado un ordenador donde se muestra toda la información de la parte inaccesible. No es lo mismo que hacer el recorrido pero no está mal del todo. En este museo hay señalización y paneles en relieve y braille para personas invidentes. No hay aseo adaptado pero frente a la Sinagoga está el Paseo del Tránsito con aseos públicos y uno de ellos es accesible. Tiene muy buenas dimensiones aunque no hay barras de apoyo.

De allí paramos a comer en un pequeño bar para reponer fuerzas. Este era de los pocos que encontramos a cota cero y sus dueños nos explicaron qué podíamos visitar por la zona. No recuerdo bien el nombre pero creo que era algo así como bar o cafetería Tránsito.

Una vez repuestas las fuerzas cogimos el coche para subir hasta LA IGLESIA DE SANTO TOMÉ para ver el famoso cuadro del Entierro del Conde Orgaz. La verdad es que tenía muchas ganas de ver el cuadro pero no me resultó nada sencillo. Para comprar las entradas, aquí si que hay que pagarlas, hay una escalinata sin itinerario alternativo así que mi acompañante tuvo que subir a comprarlas. Si vais solos no creo que las podáis comprar. Nos abrieron una puerta lateral que estaba en obras y finalmente, entre andamios, pudimos entrar y ver el famoso cuadro.

Desde allí fuimos a ver la CATEDRAL. Aquí sí que disfruté como los chiquillos. Estuvimos TOLEDO EN SILLA DE RUEDAS cerca de 2 horas pero podríamos haber estado muchísimas más porque además de la catedral hay varios museos en su interior con auténticas joyas y una nutrida exposición de arte sacro. Pude hacer todo el recorrido en silla sin problemas. Las personas con discapacidad entramos gratis pero no así los acompañantes que tienen que comprar su entrada en un edificio anexo por 7 €. En ese edificio exterior hay también una tienda de recuerdos con todo tipo de souvenirs, libretas, lapiceros, gomas, pañuelos y recuerdos varios de la catedral y de Toledo. Si necesitáis ir al baño, aquí también hay uno para personas con discapacidad.

A la salida de la catedral callejeamos un poco y dimos por casualidad con una sala de exposiciones que no aparecía en ninguno de los folletos que llevábamos. CENTRO CULTURAL SAN MARCOS, es un edificio en el que se realizan exposiciones alternantes. En la entrada hay un pequeño zócalo en la parte central que puede limitar el acceso pero una vez subsanado este obstáculo, el resto del recorrido es accesible y diáfano. Aquí también hay aseo accesible en la planta inferior a la que se accede mediante ascensor.

Ya no nos dio tiempo a ver más porque me esperaban en el hospital para fichar de nuevo pero, lo cierto es que disfruté mucho de una tarde de turismo por Toledo. Me consta que me queda muchísimo por recorrer pero tendrá que esperar la revisión del próximo año. Espero que esta experiencia “sillera viajera” os sirva cuando vayáis a esta bellísima ciudad.


Equalitas Vitae no se hace responsable de las opiniones vertidas en esta sección, ni del uso que pudiera hacerse de las mismas.

  • DISTINTIVOS EQUALITAS VITAE
  • Distintivo Local Adaptado
    Local Recomendado

    Este es un establecimiento o recurso turístico Equalitas Vitae. Ha seguido un Plan de Accesibilidad para mejorar sus condiciones de usabilidad y tiene entre sus objetivos, la mejora continua en esta materia para un turismo accesible de calidad. Personal de Equalitas Vitae lo ha revisado in situ y ha recogido personalmente la información que aquí está publicada.

Inked-In

YoutubeSuscríbete a nuestro canal
Flickr

Nautilus Lanzarote, tus vacaciones accesibles en Lanzarote Arona, Tenerife. Mar, tierra y cielo. Vuelo en Globo accesible entre volcanes Piscinas accesibles con Metalu La Hoya de Huesca, venir para ver Ropa adaptada a ti Batec mobility, revoluciona tu movilidad



Parque temático adaptado Bar adaptado Museo accesible Restaurante adaptado Casa Rural adaptado Transporte adaptado Deporte accesible Parque temático accesible Naturaleza accesible Spa adaptado